Permiso de paternidad de cinco semanas

Desde el 5 de julio de 2018 ha aumentado la duración de la suspensión del contrato de trabajo por paternidad a cinco semanas. Anteriormente la duración de dicho permiso era de cuatro semanas.

Además el trabajador tiene derecho a un permiso retribuido de dos días o del tiempo fijado en el convenio colectivo de aplicación. Siendo este permiso a cargo de la empresa.

El permiso por paternidad de cinco semanas debe ser ininterrumpido, salvo la última semana. Además se puede disfrutar tanto a jornada completa como a tiempo parcial. La última semana del periodo de suspensión se puede disfrutar en cualquier momento dentro de los nueves meses siguientes a la fecha del nacimiento.

En caso de disfrutar el periodo de suspensión a jornada parcial, ésta no podrá ser inferior al 50% de la correspondiente a un trabajador a tiempo completo.

La prestación correspondiente al permiso de paternidad la cobrará el trabajador solicitándola en el Instituto Nacional de Seguridad Social. Si bien, la empresa tiene que seguir cotizando por el trabajador durante el periodo de suspensión del contrato por la paternidad, por las cuotas empresariales.

Si para sustituir a un trabajador con contrato de trabajo suspendido por disfrutar del permiso de paternidad se contrata a otro trabajador en situación de desempleo e inscrito como demandante de empleo mediante un contrato de interinidad ,se podrá aplicar una bonificación del 100% sobre todas las cuotas empresariales a la Seguridad Social.

Fatima Muñoz Maldonado

0 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

cuatro × 3 =